lunes, 12 de marzo de 2012

¡Animales!

¿Habéis visto alguna vez "Atrapa un millón"? Si la respuesta es afirmativa, leed el título del post al estilo Carlos Sobera, que es como me suena a mí en la cabeza cada vez que digo esta palabra gracias al susodicho...

Como adelantaba el viernes, este fin de semana nos hemos llevado a los niños (el nuestro y los de Mr. X) a una granja escuela que conocemos hace años por ser clientes de Mr. X. Los que llevan el centro son una gente maravillosa, y el sitio en sí merece una excursión. El motivo de nuestra visita era doble, por un lado pasar el día en familia como más nos gusta (sí, con...¡animales!), y por otro venían los de la tele a grabar el final de un capítulo de la docuserie donde sale Mr. X. Nos lo pasamos genial.
Si Peque ya suele estar expuesto al contacto con cierta variedad de bichos diferentes, este fin de semana la cosa se ha ido de madre.
Paso lista de los animales que mi niño ha visto, oído, olido y tocado (por fortuna no le ha dado por saborear a ninguno): cabras, ovejas, cerdos vietnamitas, ranas, pogonas, tortugas, mapaches, caballos, perros, serpientes, ocas, gatos y cobayas. Seguro que me dejo alguno, pero estos son los que más recuerdo. Una de las actividades que pudo disfrutar fue la de lavar a un cerdito vietnamita, aunque como habían niños más mayores que resultaban algo más eficaces que él, Peque dio con un cubo de grano y se fue tranquilamente a alimentar a las ovejas. Todo un pastorcillo, vamos.
Para redondear la mañana le dieron una vuelta a caballo y el tío no paraba de sonreír (por favor, que no me salga jinete que nuestra economía no da para actividades semejantes...).
Hace unos meses, en unas conferencias a las que acudí con Mr. X conocimos a un catedrático de Veterinaria, que quejándose de cómo está el panorama actual en nuestra profesión nos decía que él esperaba que sus hijos no salieran veterinarios, e irónicamente añadía que por si las moscas no les dejaba ni pasear al perro, no fuera a ser que le pillaran el gustillo...
Sí, nuestro sector está saturado, los puestos de trabajo ofrecen horarios y salarios para echar a correr, y no me hace especial ilusión que Peque siga nuestros pasos profesionales. Pero verlo disfrutar con los bichos como lo hacemos nosotros me llena de vida. Y a sus casi dos añitos ya me pasea al perro (eso sí, cómodamente instalado en su cochecito). Estoy creando a un monstruo.

28 comentarios:

  1. Sí, a mí también me han dicho (ya estando embarazada) de los dos alguno tiene que ser veterinario, no? y la verdad, que sean lo que quieran pero no seré yo la que les incentive!
    Que ganas de llevar a los míos a ver animalitos, aun no hemos encontrado el momento, pero les va a encantar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siendo los dos papis veterinarios, todos dicen que Peque no tiene escapatoria, pero digo yo que el pobre tendrá que decidir lo que quiere hacer con su vida él solito, no? Desde luego, yo tampoco seré la que le coma el coco para seguir nuestros pasos.
      Pero disfrutar con bichos, eso sí que pienso inculcárselo! Ya verás cuando lleves a tus peques a ver animales!
      Muas!

      Eliminar
  2. je, je, yo también ando igual...
    A la peque le encantan los bichos, ya nos ha dicho que quiere montar a caballo... menos mal que por la zona hay mil sitios, y no están mal de precio (yo antes de los problemas de espalda adoraba montar).
    Es lo bueno de vivir en el "campo". Con salir de casa ya tienes un buen repertorio.
    En fin, mi padre le dijo a mi madre cuando yo tenía 18 años "anda, vamos a regalarle ya el perro a ver si se le pasa la tontería esa de ser veterinaria". Y no sé, a lo mejor hasta tenía razón...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja! En mi casa estaban encantados con que yo fuese veterinaria, pero alucinaban un poco, porque en teoría yo siempre había tirado para letras...
      Es estupendo vivir en el campo. ¡Los niños pueden experimentar tantas cosas! No me extraña que tu bichillo te pida montar a caballo, si no fuese porque tengo una espalda hecha un cromo me apuntaría hasta yo.
      ¡Un beso!

      Eliminar
  3. Mmmm...pues lo tenéis crudito porque el peque apunta maneras a toda velocidad. ¿Una docuserie? ¡¡No será tu chico el encantador de perros!! me encanta ese hombre, tiene un don. Sea como sea, se ve que lo pasasteis fenomenal. No tenía ni idea de que se podían encontrar cerdos vietnamitas en una granja, pero claro ¿dónde si no? Besucos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Jajajajaja! Pues no, no es el encantador de perros...La docuserie es una que se emite a nivel autonómico (aunque Mr. X también ha salido en alguna producción nacional...pero shhh, no desvelemos su identidad, jejejeje).
      En Barcelona, hasta gente de mi barrio tiene cerdos vietnamitas en casa...Se ha puesto de moda. Me parece una locura a no ser que tengas una casa enorme con jardín, pero debo decir que los cerdos son una especie sumamente inteligente, ¡mucho más de lo que nos imaginamos!
      ¡Muas!

      Eliminar
  4. PUes la visita suena genial!! Me dan ganas a mi de ir a ver los animalitos, y bañar el cerdito vietnamita! Qué es eso de la docuserie? Sale Mr.X en televisión??
    Entiendo que no queráis que siga vuestros pasos, pero a mi me encanta que les gusten los animales desde chiquitines, que los respeten, que paseen al perro y monten a caballo. Es Genial!
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que Mr. X es la estrella de la familia, ¡jajajaja! Para los no catalanes no os puede sonar, pero por aquí llegó a ser un pelín popular (pelín nada más, eh?, no nos cuelan en ningún sitio ni nos invitan a nada por su jeta, y suelen confundirlo con el del tiempo o cualquier otro, ¡jajajaja!).
      Estoy contigo, una cosa no tiene que ver con la otra. Peque se dedicará a lo que quiera (o a lo que pueda), pero el amor por los animales tiene que vivirlo desde ahora que es un bebote!
      ¡Besos!

      Eliminar
  5. Nena, lo del caballo no es tan caro como parece, te lo aseguro... En cualquier caso, menudo día!!! Me alegro de que lo pasarais tan bien, es un plan que me apetece hasta a mi :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Será que la gente que yo conocía que montaba a caballo se gastaba una pasta, pero seguro que hay sitios asequibles. En fin, ¡ya veremos por donde tira el mister!
      Te lo hubieses pasado genial en la granja, sister, pero quita, quita, que tú ya te lo pasas muy bien donde estás, ;)
      Muas!

      Eliminar
  6. Me ha encantado el fin de semana, casi tanto como a tu Peque. Un consejo te doy yo: no le animes tampoco a ser periodista, ja ja. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja! Haces bien en avisarme! Iré tachando profesiones de la lista! (me da que me quedaré sin opciones a este paso....).
      ¡Besos!

      Eliminar
  7. Suena genial lo de la granja....ES estupendo que disfruten con todas esas actividades con animales, al aire libre....
    Entonces que me dices?? No puedo animar a los míos a ser veterinarios? Mira tú que es de las pocas profesiones por las que ahora mismo irían a la universidad...
    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, salir de la ciudad y estar en tan buena compañía no tiene precio...
      A ver, si tus niños tienen pasión por la medicina veterinaria, pues tampoco es cuestión de frustrarlos, ante todo uno ha de luchar por sus sueños! Pero si es una "idea de juventud" y no lo tienen claro, el panorama actual es muy deprimente. El principal problema es que somos demasiados. Ahora mismo hay 11 facultades de Veterinaria en España, ¡¡¡y quieren abrir 3 más!!!! Es una barbaridad, con la escasez de empleos decentes que hay y aún quieren saturar más el mercado...En fin, la cosa está chunga, pero me imagino que eso pasa en muchas profesiones...Muas!

      Eliminar
  8. Jo, qué envidia!!! Yo quiero bañar a un cerdo vietnamita :( La última vez que fui al zoo me hice amiga de una cabra y de una ternera. Me encantan los animales. Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja! Pues ya sabes, te vas a esta granja escuela y podrás bañar no uno, sino cuatro cerdos vietnamitas!
      ¡Besos!

      Eliminar
  9. Vaya día chulo! Deseando de imitaros estoy.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues anímate! Lo disfrutaréis mucho! Besos!

      Eliminar
  10. Lo pasariais genial!! Lo que disfrutaria peque me lo imagino, si pitufo pasa un dia en una granja pudiendo lavar cerditos y montar a caballo... seria el pitufo mas feliz del universo jaja.
    Una docuserie?? ains.. lo que me he perdido.. a ver si me pongo al dia!
    Besos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tranquila, no te has perdido nada, lo de la docuserie es sólo un programa autonómico en el que ha salido alguna vez Mr. X...
      Quiero una crónica de Pitufo en la granja de animales, será la bomba!
      Besitos!

      Eliminar
  11. ¡Qué fantástico plan para pasar un día en familia! Yo estoy deseando llevar a mis hijos a una granja escuela para que vean animalitos (a mí me encantan...), pero la peque todavía tiene que crecer un poquitín...
    Por cierto, visto "desde fuera", ser veterinario parece muy, pero que muy bonito...(yo he tenido que visitar alguno por problemas de salud-pobrecillas-de alguna de mis Carolinas-he llegado a tener cinco-...)
    Un abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mí, un día rodeada de bichos siempre es un buen plan!
      Mi trabajo me temo que es más idílico desde fuera de que lo es por dentro...y me pillas en unos días con "crisis de fe"...pero tiene una parte preciosa, sin duda. Un besote!

      Eliminar
  12. lavar un cerdo vietnamita....hay que joderse con los niños....luego les dices que se laven los dientes o que se laven las manos, o les tratas de quitar el plastón de los pañales y se sienten la mar de indignados por ese atentado tuyo contra su particular sentido de la aspesia....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja! Claro, es como lo de preferir comerse un moco a un poco de pescado a la plancha, donde va a parar!

      Eliminar
  13. A mi me encantan los animales y estoy con todas mis fuerzas educando asi a mis tortuguitas... pero de ahi a ser veterinaria.... son palabras mayores!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy posible que Peque disfrute con los bichos y no le dé por estudiar lo mismo que nosotros...Ya veremos por donde tira!

      Eliminar
  14. Guauuu!! que guay!!! eso es algo que tenemos pendiente de ir a la vuelta de Barcelona, porque la peque es que alucina con los animales y lo de los caballos es obsesion, de despierta por la noche y dice "aballito iiiii" y se vuelve a dormir... Oye muchisimas gracias pro tu comentario de ayer, te cuento, mi correo es mipequenokoala@gmail.com a mi me encantaria poder veros o al menos poder saludarte, por las mañanas Abril y yo estermos solitas dando paseos asi que si te apetece que te hagamos una visita a la clinica por nosotras perfecto! o si alguna tarde con el enano o algun dia del finde o en semana santa... En fin que nosotros encantados de tomarnos algo con vosotros! Un besazo guapa

    ResponderEliminar