jueves, 31 de octubre de 2013

Papá


Estos días mi padre me ha tenido preocupadilla. Parece que ahora está todo bajo control, pero hemos tenido un susto con su salud de los que te hacen temer que se derrumben los cimientos de tu vida. Sé que por ley de vida un día no estará, pero qué coño, espero disfrutar de su compañía unos cuantos lustros más.

Y cavilando sobre mi padre me he fijado en que si bien mi madre tuvo su entrada homenaje (en realidad no hay día que no le dedique un pensamiento o una sonrisa), mi padre aún no la tiene, así que me he propuesto enmendar la situación.

Mi padre...¡ay, mi padre! Si es que para mí su vida es una película de aventuras de principio a fin...De hecho, muchas veces he pensado en pedirle que me relate una vez más sus anécdotas vitales para escribir un libro. Resumir sus peripecias va a ser una micro odisea, y me dejaré muchas historias en el tintero, pero casi mejor, así me pico a mí misma con lo del libro.

Papá nació en un pueblecito germano un caluroso día de verano (vale, lo de caluroso me lo invento, no tengo ni pajolera de cómo era el clima ese día, pero queda más majo que decir "julio"). Faltaban aún algunos años para que acabase la Segunda Guerra Mundial y su familia era muy humilde, por lo que sus comienzos en este mundo no fueron fáciles. Si a eso le sumamos una familia muy, muy numerosa (llegaron a ser siete hermanos si los cálculos no me fallan), el tema se complica. Aderecemos este cóctel con el hecho de que el apellido de mi abuela paterna era de origen judío y tendremos una mezcla explosiva (más, si tenemos en cuenta que mi abuelo trabajaba para el ejército alemán encargándose del aprovisionamiento). El resultado fue tener que huir de un pueblo a otro durante años por el miedo a que alguien los señalase como judíos camuflados.

Pero mi padre, por aquel entonces, poco se enteraba del peligro. Más bien diría que era del todo un inconsciente (para que luego se meta conmigo cuando no me seco el pelo después de ducharme). Sus hermanos y él se dedicaban a incordiar a los soldados norteamericanos y conseguir de ellos chicles y chocolatinas. Se metían continuamente en barullos, robando fruta a los vecinos (en esa época con la comida no se jugaba ni una miajilla) y granjeándose la inquina del profesor de la escuela con sus pillerías.

Ahora, ninguna chiquillada supera a aquella vez que descubrieron armas y munición en el lago del pueblo, lo sacaron todo una noche y no se les ocurrió otra cosa que hacer una pira y prenderle fuego. Si sobrevivieron a aquello es que tenían una corte de ángeles de la guarda haciendo horas extras para salvarles el pellejo.

Cuando llegó a la adolescencia su padre decidió que ya era hora de hacer algo productivo con su vida. A los quince años le explicó que a partir de ese momento sería el aprendiz del panadero del pueblo y que tendría que vivir con él para formarse en el oficio. No tuvo ni voz ni voto, pero aceptó su destino y en unos años salió de aquel hogar adoptivo con un título de Maestro panadero bajo el brazo.

Por edad le tocaba hacer el servicio militar, pero él no se veía para nada en el ejército, así que sin pensárselo demasiado decidió fugarse y emigrar a otro país donde el futuro pintase de otro color. Y aterrizó en Sudamérica.

En Venezuela se asoció con un colega y montaron un bar restaurante que poco a poco fue ganando fama y clientes selectos que lo convirtieron en un local de moda. Mi padre consiguió ganar una pequeña fortuna que dedicó a vivir con holgura y descubrir el mundo que se abría ante él. Se hizo amigo de un piloto con ganas de aventura y con él recorrió la selva venezolana en excursiones de semanas enteras, sobrevolando en avioneta el Salto del Ángel y el resto de Canaima en busca de rutas nuevas que explorar.

A todo esto mi padre se había casado y tenido una hija, y su familia quería regresar a Alemania. Él dudó mucho, era feliz en su país tropical, pero finalmente cedió a los deseos de su mujer y cuando fue seguro volver a Europa, regresaron. Empezó a trabajar en una empresa alemana con sucursales en diferentes países, y por su conocimiento del castellano, pronto le asignaron España como destino. Su relación de pareja hacía tiempo que navegaba a la deriva, y al llegar aquí conoció a una morena muy resolutiva dispuesta a echarle el lazo.

Lo cierto es que yo tengo pocos recuerdos de mi vida antes de que mi padre llegara a ella, para mí siempre ha estado ahí. Aunque por lo que me han explicado no lo recibí de muy buenas maneras, y eso de que besase a mi madre me cabreaba cosa mala...Pero puedo prometer y prometo que si le di alguna patadilla fue sin premeditación y alevosía. A veces las historias con futuro tienen comienzos agitados. Y total, con un par de viajes a la Isla Fantasía nadando a sus espaldas me tuvo en el bote para siempre jamás.

A veces la gente me pregunta si alguna vez he sentido curiosidad por conocer a mi padre biológico. Y no, nunca la he tenido. Yo ya tengo un padre. El mejor.




46 comentarios:

  1. Ainssss, qué historia tan bonita. Seguro que puedes disfrutar de ese padre aventurero maravilloso unos cuantos lustros mas. Me ha encantado.
    Un besazo enorme!
    Marilo (estoy en el móvil y no puedo comentar con mi perfil)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mariló! Eso espero!!
      Besototes!

      Eliminar
  2. No tenía una entrada para el solo hasta ahora, pero has hablado en montones de ocasiones de él!
    Ahora, con lo del oficio de maestro panadero, ya entiendo yo su gran ayuda en los cumpleaños de peque!
    Un beso grande y felicidades por ese padre tan especial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, siempre os hablo de las delicatessen que me hace, jajajajaja!
      Gracias hermosa!
      Muas!

      Eliminar
  3. Uuuufff...qué bonito Mo.! Te he leído muchas veces hablar de él y siempre desprendiendo el mismo amor. Me lo imagino a lo Indiana Jones sobrevolando la selva y buscando tesoros, tesoro que al final encontró: tu madre... Besazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que se lo merece :)
      Jajajaja! Me ha gustado esa versión papi-Jones!
      Besotes!

      Eliminar
  4. Mo:
    Me ha fascinado la historia de vida de tu padre, que como bien dices, daría para escribir un libro!!!. Me alegra mucho de que compartas con nosotras algunos pedacitos y ten fe de que lo tendrás por muchos años más, solo sigue disfrutando cada minuto con el.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Qué chulo, Mo!!! Tu padre tiene historia para escribir una novela de aventuras :)
    Haces bien en no querer conocer a nadie, con un padre así lo demás se queda en anécdota xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente, eso mismo pienso yo. ;)
      Un besote Eva!

      Eliminar
  6. A mi también me parece una historia de libro, así que animate porque es una vida interesante. Me alegro mucho de que ya esté mejor.besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca se sabe, jejejeje...
      Sí, anda mejor, a ver si se pone bien del todo, gracias!
      Muas!

      Eliminar
  7. Preciosa entrada.
    Anímate con lo del libro, te lo vas a pasar pipa escribiéndolo, tendrás momentos geniales con tu padre y quien sabe, igual te sale un libro estupendo que es todo un éxito! ;o)
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, creo que me lo pasaría genial...Encontrar tiempo es lo jodido, pero se intentará! (y oye, si es un éxito, yo encantada, jajajaja!).
      Besotes!

      Eliminar
  8. Uy, ese libro tiene pintaza...
    Espero que tu padre esté bien, que nosotros pasamos un bajón el año pasado, y da miedo. Sobre todo porque te rompe los esquemas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es eso, que te rompe los esquemas. Aixx...esperemos que la cosa se vaya resolviendo bien.
      Un besote!

      Eliminar
  9. Es una historia muy chula! Yo creo que a mí me picaría la curiosidad, pero también entiendo lo que tú quieres decir!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues fíjate que yo nunca he tenido demasiada. Mi madre me explicó lo básico por si algún día me daba la vena de conocerlo, pero supongo que al no enmascarar las cosas de forma misteriosa y tener a mi padre a mi lado no me fue necesario.
      Muas!

      Eliminar
  10. Qué precioso!!! y qué vida tan fascinante ha tenido tu padre. Me encanta la frase "a veces las historias con futuro tienen comienzos agitados". Desde luego, de dos papás tan increíbles sólo podía salir una hija maravillosa.
    Un abrazo guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejejeje, muchas gracias guapísima! La verdad es que para lo echaos palante y aventureros que han sido mis padres, yo he salido del todo modosita, jajajaja!
      Besotes!

      Eliminar
  11. Vaya vida!!! Me quedo con ganas de saber mas, así que anímate con el libro!!! Jijiji...

    Besitos!

    ResponderEliminar
  12. Que bonito!!! Tu padre tiene que ser un hombre la mar de interesante, espero de verdad que esté bien. Mil besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está mucho mejor, espero que siga así!
      Besotes sister!

      Eliminar
  13. Me encanta la historia de tu familia. Debe haber un montón de anécdotas interesantes... Qué suerte que ya está bien tu papi. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapetona! Sí, mi padre es una fuente inagotable de anécdotas suculentas, jajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  14. Cuanta envidia tengo ahora mismo de tu padre. Ya sé que quiero ser cuando sea mayor.

    ResponderEliminar
  15. oh nena, y sólo has empezado. Ya se que soy pesada, pesada, pero tu destino es escribir un libro, SU LIBRO. Ese será tu mejor homenaje, es por lo que sucedió todo lo que sucedió. Una vida que merece ser contada, escrita, leída...ya estás tardando porque como dices, aunque dentro de muchos lustros, ese día llegará.
    Un besazo amiga y no dejes para mañana lo que pueder hacer hoy.
    Eres única, como todo lo que te rodea.
    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aix guapetona, la verdad es que me gustaría...¡pero me falta tiempo para hacer todas las cosas que tengo en mi cajón de "pendientes"! (y eso que cada día adelanto un poquito de faena, no te creas, jejejeje...).
      Un besazo corasón.

      Eliminar
  16. Me alegro que tu padre esté mejor y sólo haya sido un sustillo¡ Por lo que cuentas su vida ha sido súper plena y bien vale un libro¡ con todo lo que hay te será fácil escribirlo¡ Un besote¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me está diciendo que la próxima vez que vaya a verlo tome notas, jajajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  17. Me alegro de que se quedara en un susto. Desde luego, vaya vida de película!!
    Un beso guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias preciosa, a ver si acaba de ponerse bien, que aún anda un pelín pachucho...
      Besotes!

      Eliminar
  18. Qué entrada mas bonita!!!! Pero que vida mas interesante ha tenido tu padre!!! Si parece un guion de una película... estaria bien interesante la peli...
    Que suerte de tener un hombre tan maravilloso en tu vida...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, siempre he pensado que mi madre y yo tuvimos suerte al encontrarlo :)
      Muas!

      Eliminar
  19. Vaya vida! La de vueltas que puede dar uno, pero siempre encontramos nuestro sitio y estaba claro cual era el
    Suyo!! Me ha encantado!!!
    Besotes!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces hay que dejar que el tiempo te ofrezca esa perspectiva que hace que todo cobre sentido...:D
      Besotes!

      Eliminar
  20. Jajajaja, Mo, me tienes loquita echando post patás para encontrar el principio de la historia. Me ha encantado el relato. Está visto que la vida real muchas veces es mucho mejor que muchas pelis. Tienes que llevarte una grabadora y hacer un trabajod e antropologia guardando todas las historias. Una aventura así no tendría que perderse, al menos para la familia. Un beso muy grande y una feliz sonrisa por haberme alegrado la tarde. Hasta pronto aventureros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias guapetona! Desde luego nada supera a las historias reales, estoy totalmente de acuerdo contigo. :D
      Me alegro mucho de que lo hayas disfrutado!
      Muas!

      Eliminar
  21. Nena...me has hecho llorar

    Eres grande!! enormemente grande!

    Un moaggs enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo Alpaca, qué comentario tan bonito...Millones de gracias! (y el grande, metafórica y literalemente, es mi padre, jajajaja!).
      Muas!

      Eliminar
  22. Precioso homenaje, Mo!!! Ha sido tardío pero emotivo.
    Espero que se haya recuperado, le deseo lo mejor.

    Un besazo, primor!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que va mejor, también cruzo los dedos por él...;)
      Besotes!

      Eliminar
  23. Uyyy te comenté con el movil y no se quedó joo, así que vuelvo a comentar, lo primero que me alegro muuucho de que ya ande mejor tu padre y por muuucho. Lo segundo que aquí tienes una fiel lectora para cuando te decidas ;) Y que apoyo todo lo que te dice la Gallina Pintadita jajaja Muakssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aixx...ya me gustaría saber escribir un libro! La verdad es que no sé si estoy al nivel, pero millones de gracias por los ánimos!!
      Muas!

      Eliminar