lunes, 18 de mayo de 2015

En boca cerrada no entran moscas


Creo que podría titular cada una de mis entradas con un refrán (herencia de mi abuela), pero en esta ocasión me viene al pelo.

Mis padres nunca fueron de eufemismos. Ni de secretismos. Ergo en casa se hablaba de todo y por su nombre, costumbre que he heredado.

Un día en que Peque no paraba de provocarse eructos y yo ya estaba de la serenata hasta el gorro, no se me ocurrió otra cosa que decirle que si no dejaba de soltar gases iba a empezar yo a provocarme pedos vaginales. Hala, con un par (de ovarios). Tras poner ojos como platos Peque me preguntó si eso era un farol y le expliqué que no, que la menda tenía esa inusual capacidad (aunque me ahorré la demo). Ahí quedó la cosa.

Tres semanas más tarde vinieron unos amigos de mis cuñados a comer a la casa de veraneo de la familia de Mr. X. Después del festín los mayores nos disgregamos para hacer la siesta al sol y los niños se pusieron a jugar. Yo estaba cerca de Peque, que iba charlando con sus nuevos amigos cuando de pronto dijo:

-Pues mi mami sabe tirarse pedos con el chichi.

Tierra trágame. Pero trágame hasta el puto centro del planeta para no emerger en una década. Por suerte no habían más adultos cerca y pude interceptar a Peque para instruirle en lo que NO puede decir así como así. Pero el temor a nuevas confidencias con vete tú a saber quién ahí estaba.

Ayer Peque y yo estábamos solos porque Mr. X se había pirado al monte. Después de barajar varias opciones decidí pasar el día en uno de los museos más molones de la ciudad. Está lleno de exposiciones interesantes, actividades para niños y una plaza soleada ideal para hacer un picnic.
Por la mañana vimos la exposición temporal (que versaba sobre el futuro del planeta y que maravilló a Peque con su ascensor galáctico) y antes de comer nos fuimos al planetario. Las maravillas del sistema solar siempre triunfan.

Después de descansar un rato tras la comilona Peque me pidió que fuésemos a la actividad en la que se pueden tocar animales. A mí me daba un poco de pereza, además era una actividad que él ya conocía de haberla hecho con el cole, pero bueno, le hacía ilusión y repetimos.
Mientras que en el planetario Peque había sido más modosito, con bichos se sintió en su salsa y no paraba de colar algún comentario entre las explicaciones del sufrido monitor. Todo iba bien hasta que Peque empezó a decir cosas como:

-Pues mi mami trabajó en un zoo y durmió a una serpiente venenosa.

-Pues mi mami trajo a casa un gatito y lo curó.

-Pues mi mami...

De pronto la frase se me hizo terriblemente familiar y temí que Peque lo soltase otra vez. Me sentí exactamente igual que la madre de Shin Chan cuando su hijo le enseña el elefantito a una adorable anciana. Gotas de sudor empezaron a recorrer mi rostro.
Puse cara de póquer y traté de acercarme a Peque, que se había deslizado hasta la otra punta del grupo, para tener una mano cerca de su boca y sellársela en caso de extrema necesidad. O eso, o fingir un oportuno ataque de tos que camuflase sus palabras. Porque lo veía venir.

Cuando el monitor empezó a hablar de la caca del milpies mi acojone alcanzó cotas máximas. De la caca al pedo hay un paso que Peque sabe dar de sobras, y pensé que iba darme un jamacuco de la taquicardia que llevaba.

Gracias a los todos los dioses de todas las religiones del mundo, Peque obvió la asociación caca-pedo y la actividad acabó. Por fin pude respirar con normalidad y me llevé al niño lo más lejos que pude del resto de la humanidad allí congregada.

Pero el miedo no ha desaparecido. Sé que cualquier día, en el momento más inesperado, Peque lo soltará otra vez. Y yo aprenderé por fin a mantener la boca cerradita.





36 comentarios:

  1. Juas juas juas... casi me atraganto con el Mixto que me estoy zampando... juas juas... Desde luego el refrán te viene como anillo al dedo!

    Abrazotes!

    ResponderEliminar
  2. No le digas que también se pueden hacer ruiditos con el sobaco o ya os veo montando una orquesta callejera. Si es que no aprendemos. Te reirás pero estoy pensando desde hace unos días que el próximo post tenía que hablar de algo parecido a esto, pero sin ventosidades. Ciao guapetona.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ves, eso no sé hacerlo... jajajajaja!
      Te leeré a ver qué nos cuentas!
      Besotes!

      Eliminar
  3. Jajajaja es una bomba de relojería jajajaja

    Pero ahí hay que poner cara de circunstancias y soltar algo así como "¡Dónde lo habrá aprendido?! Se lo habrá oído a un amigo en el cole jijiji" O algo parecido ;)

    Lo malo ya es cuando el niño te responde: "No mami, me lo dijiste tú" Ainss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me diría eso seguro, no te quepa duda... XD
      Besotes hermosa!

      Eliminar
  4. Es que te pasaste kilos!!!!! Jajajajajaja.ira que yo puedo ser bestia, pero lo tuyo en este caso ha batido todos los récords??. Cómo se te ocurre decirle algo así al niño? Jajajajajajajajaja
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aix nena, locura transitoria, qué sé yo... XD
      Muas!

      Eliminar
  5. Jajaja tía, ¿cómo le soltaste esa burrada? ¡Me meoooo!

    Besos xDDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que a veces soy mu burra Eva... Jajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  6. Lo que me he reido, es un crack tu niño ja ja ja.....

    Besines guapi!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El niño es un chivato!!! XD
      Besotes preciosa!

      Eliminar
  7. Hola. qué risa leyendo esta situación que en alguna medida tomas la sufrimos... nos está bien empleado por soltarle alguna ''fresca' en momentos de tensión máxima a nuestros peques porque ellos nunca se olvidan de nada... menos mal que en el Museo no asoció conceptos... Gracias a tu hijo empecé el lunes con una sonrisa... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mira, me alegro de que Peque te haya alegrado el lunes, jajajajaja!
      Besotes Marta!

      Eliminar
  8. Ay sister me parto!!!!! Me encanta que seas tan clara, pero a lo mejor tiene más efecto en un peque ya adolescente... besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si le dices a un adolescente que su madre se tira pedos con el chichi desde luego lo dejas fuera de combate, jajajajajajaja!
      Muas sister!

      Eliminar
  9. Eso es hablar sin tapujos y lo demás son tonterías.... jajaja. Eso sí, que estrés vas a llevar encima durante una buena temporada!!
    ¿Qué harás si te pide una demonstración de tu habilidad? (por cierto, me tienes alucinada)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que no me tiente, que soy capaz de todo, jajajajaja! No, no, que entonces no se le olvidará en la vida!. XD
      Besotes!

      Eliminar
  10. Jajajaja. Si es que a veces hay que pensar antes de hablar. Aunque no siempre se logra. Lo sé. Jajajaja. Besotes!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú lo sabes bien, jajajajajaja! Con amol!!! :)
      Muas!

      Eliminar
  11. Jajaja cómo te entiendo, en más de un apuro me he visto yo así... Aunque confieso que por lo que me cuenta mi madre, yo de pequeña era peor jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja! Yo era tranquilita, pero alguna también había soltado, jejejejeje...
      Besotes preciosa! Qué pena no haber podido verte por mis tierras! ;)

      Eliminar
  12. Ja ja, estos peques en vaya aprieto nos meten a veces

    ResponderEliminar
  13. hay que tener cuidado con lo que se dice delante de ellos, sin duda. Ayer mismo hablaron de las elecciones en clase de mi hija, y ella soltó un "pues a mi madre no le gusta ningún político" y seguro que la profesora ya ha asociado mis pintas de hippie con esa frase :p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miedito me da pensar lo que puede soltar mi hijo sobre sus padres en el cole... O_o
      Un beso!

      Eliminar
    2. Bueno.... que me estás contando, el mio directamente ya dice que Mariano es el malo que cuenta mentiras ...

      Eliminar
    3. Jaaaaaaaajajajajajajajaja! Buenísimoooo! XD
      Muas!

      Eliminar
  14. me parto muchoooo xDDDD

    primero aluciné con tu capacidad y segundo con tu desparpajo, pero creo que las consecuencias hacen que mejor cerremos la boca y otras cosas más xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con esa última frase tuya iba a terminar el post, pero al final me contuve, jajajajajajaja!
      Besotes Remorada!

      Eliminar
  15. Pues que quieres que te diga ... yo propongo que no la cierres,... con lo bien que nos lo haceis pasar luego !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajaja! No me des cuerda, que tenemos un peligroooo... XD
      Muas!

      Eliminar
  16. Aquí me quedo sin palabras por otros motivos... y me faltan los emoticonos de "revolcándome por el suelo y llorando de la risa", jajajajajajaja. Pues si, en boca cerrada no entran moscas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que tengo mucho peligro y no aprendo... XD
      Besotes!

      Eliminar
  17. Jajajajajajaja, me meo de la risa con vosotros. Justamente le decía yo el otro día a Hombre Tranquilo que tenemos que tener cuidado de lo que decimos delante de Redondo, que el tío parece que no pero pone la antena que no veas jejeje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí hija mía, ándate con ojo!!! XD
      Muas!

      Eliminar