viernes, 20 de diciembre de 2013

El beso extraviado


Hace años, muuuchos años (tantos que me niego a contarlos), perdí un beso. Bueno, más que perderlo, lo dejé marchar.

En aquella tierna primera adolescencia estaba yo colada hasta las trancas del hijo de unos amigos de mis padres. No era mi primer amor platónico, ya llevaba entreno en esas lides, que siempre he sido una romántica empedernida y mi primer flechazo fue con doce años...(si no contamos que con siete me pirré por el Atreyu de "La historia interminable"). Pero con este me pilló fuerte. Y a mí, que jamás he sido capaz de disimular mis querencias, se me notaba a la legua que andaba loca por sus huesos (creo que mis padres y sus amigos se codeaban por lo bajini cada vez que yo me quedaba embobada mirando el objeto de mi deseo).

Un día fuimos a comer a su casa, que estaba a las afueras de la ciudad. Nosotros éramos los hijos mayores del grupo y a él se le ocurrió jugar al escondite. Y me pidió que nos escondiésemos juntos. Sí, lo sé, debería haber sospechado...Pero a mí me faltaba mucha, pero que mucha picardía. Nos ocultamos en la sala del billar, y como quien no quiere la cosa él me dijo que yo le gustaba. Estaba tratando de asimilar la información recibida cuando me lo vi venir en busca de su trofeo. ¿Y qué hice entonces? Pues me aparté. ¿Por qué? Pues supongo que por vergüenza a no saber besar, por nervios, por inexperiencia...Creo que le dije algo así como que no me lo creía...(no estoy muy segura, porque el shock debió crear una nube de confusión en mi mente y a partir de ahí la cosa se vuelve borrosa). El caso es que el chaval desde entonces no quiso saber nada más de mí (cosa que no me extraña en absoluto, aunque en aquel entonces no lo supiese comprender...).

Hace un par de noches mi mente volvió a ese instante de mi juventud en medio de un sueño. Tengo un mundo onírico muy fructífero. Con la maternidad he dejado de cultivarlo por cansancio, y porque no tengo tiempo de sentarme a escribir por las mañanas lo que ha ocurrido en mi cerebro durante la fase REM, pero cuando logro recordar cada detalle y construir una especie de película, ese sueño pasa a formar parte de algún lugar de mis recuerdos de una forma muy vívida. Si leo en mi librito de sueños alguno que tuve hace como veinte años, por ejemplo, puedo evocar a la perfección las sensaciones que provocó.

La cuestión es que en mi sueño de hace un par de días, sí hubo beso. Y menudo beso, señores. Nada de besos torpones de principiantes, no, no, no, no...Un beso high level con toda suerte de trucos de experto. Y de alguna manera, he recuperado el beso que perdí. En ese mundo paralelo que construyen mis sueños parece que a veces puedo crear fragmentos nuevos de mi existencia, caminos alternativos que la completan y que hacen el viaje más excitante si cabe.

Para despedirme, una canción. Me la recordó ayer mi amiga V. La ponían siempre en un anuncio de colonia cuando éramos jovencitas. Ella la escuchó hace unos días, recordó cuánto nos gustaba y descubrió que la letra habla ni más ni menos que de "Cumbres Borrascosas" (un libro que nos entusiasmó y que creo que va siendo hora de releer). Me ha encantado traerla a la memoria.
                    

                 






                                         


24 comentarios:

  1. ¡Atreyu!! Yo también le quería, cómo lloraba cuando entraba en el pantano, y tenía que dejar abandonado a su caballo... (aunque lloraba igual por él que por el caballo, creo).
    Yo también tengo mogollón de sueños, y ahora todavía más, como me depierto varias veces cada noche, tiendo a acordarme mogollón de lo que he soñado.
    Pero el otro día tuve un sueño extrañísimo, en el que daba un abrazo a un familiar, muerto hace muchísimos años. En el sueño pude oler el tabaco que fumaba, y sentir el tacto del jersey de lana. Decir que me levanté con todos los pelos de punta, es decir poco.
    Prefiero los de besos, la verdad.
    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay...Atreyu...Mira que era mono...
      Oye, a ver si te copias un sueño de los míos, jajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  2. Vaya yo tambien tengo un mundo onírico muy vívido como dices, pero nunca los he apuntado, los dejo ir, aunque algunos los recuerdo durante años... Un beso y ya has recuperado el tiempo perdido.!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, siento exactamente eso, que he finiquitado un capítulo de mi vida! :)
      Besotes!

      Eliminar
  3. Yo también sueño mucho, muy reales y me acuerdo de ellos perfectamente. La de yoga me dice que los apunte, pero no he buscado el momento. Algunos, hubieran sido dignos de ser estudiados por freud!!
    Me ha encantado que hayas cerrado eso que quedó pendiente!
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues apúntalos!! No tiene desperdicio cuando los lees años después, jejeje...
      Muas!

      Eliminar
  4. Jajaja. Se ve que tu subconsciente tenía necesidad de ponerle un final a la historia...

    Kate Bush me pone enferma. El falsete ése se me mete hasta el tuétano. Jajaja. Un besazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, algo de eso debía haber...
      Hombre, yo un disco entero de la Bush no me lo escucharía, pero esta canción me trae muchos recuerdos bonitos...
      Besotes!

      Eliminar
  5. Me has hecho recordar que yo tengo por ahí un baile extraviado junto con el sueño de lo que podía ocurrir después. Tanto me gustaba que cuando me pidió un baile me hice la interesante y todavía me tuvo que rogar. Bailamos pero el momento se había perdido. Con los años no lo recuerdo como una pérdida de una oportunidad sino como un recuerdo de una reacción poco adecuada a mis sentimientos de aquel entonces.
    Me alegra que hayas recuperado ese beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esas cosas ocurren, jejeje...
      Sí, beso capturado! ;)
      Muas!

      Eliminar
  6. ¿Te imaginas que él también ha soñado con lo mismo?. En fin, quizá, en otra vida... Qué ingenua es la adolescencia. Se pasa mal, pero en realidad, es una etapa súper bonita.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uix, pues no me lo imagino, no...De hecho debe hacer como veinte años que no veo al chaval en cuestión, jajajaja!
      La adolescencia tiene cosas maravillosas, de descubrimiento, emociones intensas, proyectos vitales...Pero que quieres que te diga, me alegro de haberla superado! :D
      Besotes!

      Eliminar
  7. Ah qué bueno!! Yo también tengo una vida onírica intensa y alguna vez he recreado momentos que han quedado mal resueltos en la vida despierta. Atreyu y el niño de ET fueron mis primeros amores.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está muy bien que los sueños nos ofrezcan esa oportunidad. :)
      En el niño de ET también me fijé, no te creas, pero mi corazón era para Atreyu, que ya salí del cine suspirando, jajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  8. Qué grande Mo!!! tienes toda la razón, ay esos sueños que son tan y tan reales!! ;)
    y esa canción... es total!!
    Besote real pero real real! :-*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo hacía años que no la escuchaba y me ha transportado a los noventa, jajajaja!
      Besotes reales para ti también!

      Eliminar
  9. No me lo puedo creer... creía que era la única que tenía cuadernos de sueños... jijiji... y es cierto, cuando vuelves a leerlos, los rememoras como si acabaras de tenerlos...

    Jiji... me han dado ganas de re leer Cumbres borrascosas, hace años que no lo hago y me encanta...

    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya ves que no eres la única!!
      Jo, yo tengo que mucho mono de leer el libro y creo que lo dejé...arrrg! :D
      Muas!

      Eliminar
  10. Para los buenos momentos, gratitud.
    Para los malos, mucha esperanza.
    Para cada día, una ilusión.
    Y siempre, siempre, felicidad.
    Esto es lo que te deseamos para el 2014.

    EL EQUIPO DE ACOMPÁÑAME

    y no te olvides de presentarte a nuestro reto navideño, queremos tu compañía en estas fechas.

    ResponderEliminar
  11. Hay momentos en la vida que se quedan inacabados y los recuerdas siempre. Está muy bien que hayas podido finalizar una historia en un sueño, ya dejará de ser una asignatura pendiente en tu subconsciente ;)
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, este sueño ha sido la mar de útil, jajajajaja!
      Muas!

      Eliminar
  12. jaja, pues sí lo tenías pendiente, nunca es tarde, me alegro que lo disfrutaras sea como sea!!
    ahora como para encontrarte con él, jajaj
    un petonàs i molt bon nadal!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uix, eso sería muy raro...menudo flash, jajajajaja!
      Bon Nadal bonica!
      Petons!

      Eliminar